4 de mayo de 2017

Mirai Nikki: Diario del Futuro (by Nindë)


  
Hoy, me complace presentaros un anime bastante peculiar. Peculiar en el buen sentido, claro está. Más que nada, porque mantiene una de las historias más originales hasta la fecha (y eso que he visto unas cuantas). Nada más y nada menos, os hablo de Mirai Nikki (Diario del Futuro).

El anime está basado en el manga del mismo nombre, escrito e ilustrado por Sakae Esuno. Fue editado en la revista Shōnen Ace desde el 26 de enero de 2006 hasta el 27 de diciembre de 2010 y fue compilado en 14 volúmenes publicados por Kadokawa Shoten, incluyendo dos historias paralelas, Mirai Nikki: Mosaic y Mirai Nikki: Paradox.

Como dato curioso, deciros que en noviembre de 2008 el séptimo volumen del manga figuró como el vigésimo primer manga más vendido en Japón. El volumen se mantuvo en el top 30 durante esa semana, a pesar de que bajó al puesto 25.

Para poneros un poco en situación, esta historia nos presenta a nuestro protagonista masculino: Yukiteru Amano. Sobre él, me explayaré a continuación, pero os adelanto que es un estudiante de segundo año de secundaria solitario e introvertido. Este chico gasta todo su tiempo escribiendo un diario en su móvil (¿dónde quedaron los antiguos cuadernos con el candado medio roto…?) y su único amigo, supuestamente, es un producto de su imaginación: Deus Ex Machina, el Dios del Tiempo y el Espacio. Dicho esto, un buen día este dios le da al diario de Yukiteru la habilidad de ver lo que sucederá en los siguientes noventa días en el futuro, y enrola al muchacho en un torneo a muerte donde deberá luchar por su vida contra los poseedores de otros diarios similares (junto con él, suman doce en total).
 
Bien. Pues esta, es la trama principal: un juego mortal de supervivencia, donde los poseedores de los diarios deben matarse los unos a los otros hasta que solo uno quede en pie (cual película de los Inmortales, sin ir más lejos), porque de lo contrario, el mundo se acabará. Sí, se acabará. Pero ¿por qué? Pues porque Deus Ex Machina está muriendo, y necesita un sucesor que controle tanto el espacio, como el tiempo. Ahí es ná.

Tal como había dicho, me centraré por ahora en el protagonista masculino: Yukiteru. Es de los personajes principales menos carismáticos que he visto. Posee un carácter sumiso, tranquilo y, sobre todo, asustadizo. No tiene ningún plus a su favor. Ni siquiera su inteligencia es algo que destaque en él. Posee el «Diario del Observador» y su gran desventaja es que no le dice lo que le está sucediendo a sí mismo en el futuro, por lo que le hace vulnerable. No obstante, para protegerse de los demás poseedores de diarios que intentaran asesinarlo, este chico utilizara a Gasai Yuno, una chica también poseedora de un diario y que está enamorada de él.

Llegados a este punto, os hablaré de la protagonista femenina: Gasai Yuno. Bajo mi opinión, es uno de los puntos más fuertes de este anime. Esta chavala de melena rosa y mirada siniestra, es una auténtica psicópata en potencia. Cuando digo “psicópata en potencia”, estoy siendo más que considerada, teniendo en cuenta su grado de locura. ¿Recordáis, por algún casual, al conejo siniestro de la película de Donny Darko? Vale, pues esta chica es como doscientas veces peor que ese terrorífico orejudo. Cuando veáis este anime, entenderéis por qué os digo esto, creedme.

Debido a que nuestra “dulce” protagonista acosa de manera constante a Yukiteru porque está obsesivamente enamorada de él, es la poseedora del «Diario del Amor» (sin comentarios). Esto, le permite saber lo que el chico está haciendo o lo que le sucede cada diez minutos. No obstante, Yukiteru sacará partido de esto, puesto que utilizará a Yuno con el mero propósito de sobrevivir para las batallas contra otros usuarios de diario.

Y ahora, ¿qué ocurrirá? Pues os diré que la historia mezcla la intriga, el suspense, el drama y la acción. Incluiría también amor, pero, si me permitís la opinión, sería demasiado enrevesado. También advierto que pertenece al género gore y thriller psicológico. Es decir: sangre, sangre y más sangre. A esto, le sumáis cabronadas que jamás esperaríais y escenas que puedan dañar la sensibilidad del espectador, y ya tenéis un Juego de Tronos en versión anime (aunque sin ese aire medievo-novelesco). Con esto, os digo todo.

La adaptación del manga al anime, fue producida por Asread y dirigida por Naoto Hosoda, consistente en veintiséis episodios emitidos a partir del 10 de octubre de 2011. El diseño de los personajes fue hecho por Eiji Hirayama y Ruriko Watanabe, y un episodio piloto de ocho minutos fue incluido con la edición limitada del volumen once del manga, publicado el 9 de diciembre de 2010.

¿En resumen? Mucha acción, metodología de estrategias que asombran, animación muy bien realizada en las escenas de acción y, un gran punto a favor, es que comparte gran similitud con el manga. Realidad, locura, trastornos de la mente tanto en el interior como en el exterior, y más de un deseo reprimido de querer ser alguien diferente a lo que eres y no aceptas.

¿Mi nivel de recomendación?: en esta ocasión, me quedaré con un «aceptable».




Léelo también en:

1 comentario:

  1. Una serie que me falta ver....ya tendré oportunidad XD. Abrazos piratillo desde Argentina

    ResponderEliminar